Daimiel regresa a datos semanales de contagios prenavideños
Plaza de España
Plaza de España
19 Febrero 2021

Entre el 8 y el 14 de febrero Sanidad registró siete nuevos positivos, los mismos que hubo entre el 14 y el 20 de diciembre. La incidencia acumulada a 14 días baja de los 500 casos por 100.000 habitantes. El alcalde, Leopoldo Sierra valoraba estas cifras, pero invitaba a la reflexión de lo que se ha hecho en estos 50 días donde, al menos, se ha contagiado el 5% de la población daimieleña.

Daimiel Noticias. - Sanidad registró siete positivos nuevos de coronavirus entre el 8 y el 14 de febrero. Es el dato semanal con menos contagios desde finales de diciembre. En ese mes y medio, Daimiel pasó de ser el pueblo que mejores cifras tenía al inicio de la tercera ola en la provincia a ser el más castigado cuando empezaban a mejorar los datos en el resto de municipios. Siete semanas donde se han detectado 920 casos, lo que significa que, al menos el 5% población de Daimiel, se ha contagiado en este inicio de 2021.

Una curva que ahora remite coincidiendo con las dos últimas semanas de nivel 3 reforzado. En esos quince días, la tasa de incidencia ha pasado de 2.800 casos (por 100.000 habitantes) a 1.600, y de esa cifra a los 474 del pasado domingo. Por encima aún del nivel de riesgo extremo y también peor que la media regional y provincial. Sin embargo, la tasa de incidencia a 7 días (39 casos por 100.000 habitantes) ya es similar o está por debajo de los municipios con mayor población de la provincia.

El alcalde, Leopoldo Sierra, ha valorado estos datos, pero a la luz de esta evolución pedía a los daimieleños que reflexionarán sobre los comportamientos que ha habido entre esas fechas prenavideñas y las últimas semanas. “Lo que estamos haciendo ahora es lo que debemos mantener”, sostenía.

Leopoldo Sierra
Leopoldo Sierra

Así las cosas, Sierra pedía no bajar la guardia frente al virus “en ningún caso ni en ningún lugar”. Por eso, insistía en cumplir con las medidas sobre el uso de la mascarilla, de la distancia de seguridad y las que limitan las reuniones familiares y sociales. En este sentido, el regidor daimieleño solicitaba que esa responsabilidad individual también tiene que ser la guía de los propietarios de los establecimientos. “Este pasado fin de semana ya hemos recibido denuncias de vecinos sobre cómo se encontraban determinados establecimientos”, desvelaba. Ante ello, el alcalde recalcaba que “todos nos beneficiamos de las aperturas de los negocios”, pero también dejaba claro que “todos debemos ser conscientes de lo que nos estamos jugando” si no se cumplen las medidas.

Consecuencias que van más allá de la economía y que dejan a muchas familias sumidas en la incertidumbre de una enfermedad “muy grave”. Por ello, también mandaba su afecto y ánimo a todos los daimieleños que continúan ingresados en el hospital o que están convalecientes en sus hogares.

Por otro lado, Leopoldo Sierra comunicaba que Sanidad ha agradecido el ofrecimiento del Pabellón Ferial como centro de vacunación y que, “si fuese necesario”, lo utilizarían en las sucesivas fases. De momento, la única noticia al respecto que ha recibido el Ayuntamiento es que, a partir de la próxima semana, se va a vacunar a los residentes de la Vivienda Tutelada de Mayores.

Por último, el alcalde ha emplazado a conocer la decisión del Consejo de Gobierno de Castilla-La Mancha para poner en marcha las actividades municipales que se suspendieron con la entrada en nivel 3. “Estamos dispuestos a abrir todo que lo se pueda abrir, pero esperaremos a conocer la resolución del Gobierno regional”, indicó.

A la espera de lo que dictamine la Junta mañana sábado, los datos de contagios en los municipios de la provincia indican que la tercera ola remite de manera generalizada, y el rojo de riesgo extremo que teñía Ciudad Real desaparece a pasos agigantados

El ejemplo, Ciudad Real capital. en los primeros 14 días del mes de febrero, Sanidad notificó apenas 148 positivos, lo que rebaja la tasa de incidencia a 198 contagios por 100.000 habitantes, un indicador que la capital no había conseguido desde que el Gobierno regional aporta datos municipales, allá por el mes de agosto, como destaca el periódico La Tribuna.

Donde se roza ya indicadores de riesgo medio es en Manzanares. Su área sanitaria fue la primera en quedar confinada para frenar los contagios postnavideños y eso deja una situación que se traduce en apenas cinco contagios entre el 8 y el 14 de febrero, la cifra más baja de toda la serie que ofrece el Sescam. La incidencia es ya de solo 100 casos cuando llegó a roza los 2.000 positivos en los primeros días de 2021. Y dentro de ese dibujo provincial, Daimiel ha logrado doblegar la curva con fuerza en la primera quincena de febrero.

Otro dato importante llega desde los centros sanitarios donde los ingresos en cama convencional también descienden a buen ritmo y a algo menor en las ucis. Pero allí ya piensan en la siguiente ola. No se fían. En las anteriores, las medidas adoptadas y el comportamiento de la ciudadanía dejaron mucho que desear. Una vez más, la sociedad está a tiempo de demostrar que se ha aprendido la lección.

Comentarios